martes, 3 de mayo de 2011

Calle Alta

La historia de la calle Alta va unida a la historia de la ciudad, remontándose sus orígenes al siglo XVI en que se llamaba a esta calle como "Fuera de la Puerta" y también "Rua Mayor" o "San Pedro". No se denominó calle Alta hasta el año 1845, cuando al dividir la ciudad en distritos el municipio decidió dar este nombre a la vía que se extendía por entonces desde la Puerta de la Muralla hasta el Hospital de San Rafael, fundado en 1791 y que comprendía también la iglesia de Consolación, abierta al culto en 1774, según cuenta J. Simón Cabarga en su libro "Santander en la historia de sus calles". Al siguiente tramo de la calle, entre el Hospital y las denominadas "Casas de Hoz", se le dio en el año 1892 el nombre de "Menéndez de Luarca", en homenaje y memoria del que fuera regente de Cantabria, mientras que el resto de la calle hasta Cuatro Caminos mantuvo el nombre primitivo de Calzadas Altas. La reunificación de todos los nombres en uno sólo no fue posible hasta el año 1950, en que paso a denominarse calle Alta a toda la vía, tal como la conocemos hoy. A lo largo de su recorrido alberga edificios singulares, como el  antiguo Hospital de San Rafael, que acoge hoy la Asamblea Regional de Cantabria. Justo enfrente se encontraban las antiguas instalaciones de Tabacalera, que anteriormente fue el monasterio de franciscanas clarisas de Santa Cruz de Monte Calvario.


Autor: Jaime Diego

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada